vividos, viajados o sencillamente imaginados






lunes, 3 de mayo de 2010

iggy pop, peligrosa belleza

E irresistible. Y atemporal. No sé muy bien cómo decir lo que quiero decir, porque va a sonar a tópico: que todo lo que se cuenta que Iggy Pop hace lo hace; que se adelantó a toda una época que a algunos aún nos tiene ensimismados; que no tiene la presencia de un estúpido, y que no se adorna tan bien como los Rolling o Mr. Bowie (me refiero al negocio). A su vista alguno todavía se atraganta. Incorrecto, tan simpático como rayano en lo grosero, de una obscenidad magnética. Mis fotos (cerré la cámara pronto, qué difícil, me rendí) no dicen nada de lo que ví, una belleza animal y salvaje, de esa belleza que sólo con mucha suerte se te cruza una vez por la calle de la vida. Fue puro poderío (admitidme esta libre traducción de raw power): el escenario austero, él mismo el espectáculo, la voz... mejor que nunca. Sus títeres, sus stooges a la espalda dieron la nota exacta. Ahora se los entiende, ahora que la fantasía del mundo feliz que la progresía insiste en vender está definitivamente agotada. Lástima que cerrases el teatrillo pronto, titiritero.































Remito, también por delante y por detrás, a las fotos maravillosas de Annie Leibowitz.



Ahí dejo The passenger para la evocación (de su obra en solitario, no sonó el viernes)




video






y Gimme danger (ilustrada con galería de fotos). Lo más tierno del disco fiero, sexual y explícito, vigente con sus casi cuarenta años, que recupera esta gira.























"Gimme danger, little stranger
and I'll feel you bleed
gimme danger, little stranger
and I'll heal your disease.
There's nothing in my dreams
but some ugly memories
kiss me like the ocean breeze.

Well if you will be my lover
i will shiver and sing
but if you can be my master
i will do anything

There's nothing left alive
but a pair of glassy eyes
raise my feelings one more time

come on little danger,
die a little stranger.
Swear you're gonna feel my hand
come on little stranger,
die a little later
swear you're gonna feel my hand
swear you're gonna feel my hand
gimme danger
little stranger
gimme danger
little stranger
gimme danger
every day
can you feel it? can you feel it?
can you feel it?i gotta feel it
i gotta feel it
i gotta feel it
you gotta feel it,
i gotta feel it
i wanna feel it... "



5 comentarios:

Icíar dijo...

No lo conocía. Te agradezco la presentación tan completa: fotos, música y letras. Pero, gracias a Dios .... creo que de momento estoy a salvo, no tiene Iggy una belleza que me ponga en peligro.

BLANCO dijo...

Qué curiosa esta entrada en medio de tus Paisajes. Me gustó.

paisajescritos dijo...

Ja, ja, Icíar, dice Iggy Pop que "una mujer a la que no le gusta Iggy Pop no merece la pena que se la tenga en cuenta" (por supuesto que la he sacado de contexto) :). Entiendo que te da lo mismo, claro. Un beso.

Blanco, hay de tiempo atrás otras entradas de actuaciones (Josele Santiago, The Cure, Leonard Cohen...) Iggy es un gran viajero, passenger de la vida, y un protagonista de novela real. Y además con suerte, vivo, otros con menos ya serían leyenda. Gracias.

madison dijo...

Y yo que no lo conocía. Me ha gustado tu entrada.
Besis

paisajescritos dijo...

Tres eran tres los del Berlín de los setenta (en la música): Lou Reed (sin bicho), David Bowie (el camaleón) e Iggy Pop (la iguana).
Un saludo, Madison.